Cuidar la piel es muy importante para que siempre luzca joven y radiante. Pero en este intento de querer probar todos los productos es probable que el resultado sea más inútil que beneficioso. El problema es que si usamos demasiadas mascarillas, cremas y serums en nuestra rutina de skincare, al final no sabremos qué es lo que realmente funciona. Así que, hoy queremos enseñarte a seleccionar los tónicos y sueros que verdaderamente necesitas según tu tipo de piel. ¿Quieres aprender sobre el cuidado de la piel facial y corporal? Sigue leyendo o consulta nuestra maestría internacional.

¿Cómo es la rutina de skincare?

Una rutina de belleza debe ser recomendada principalmente por profesionales del sector. Aunque es bien sabido que al usar muchos productos de belleza al mismo tiempo es probable que se pierdan los efectos de los mismos. Así que recuerda, analiza cada producto que tengas en tu baño y quédate solo con aquellos que te hacen sentir feliz y ¡sácales provecho!

¿No sabes cuáles son los mejores productos para ti? Te hacemos una breve guía para tu rutina de skincare ideal.

Skincare routine para piel seca

Un limpiador facial cremoso es ideal para todo tipo de piel seca. Olvídate de los productos que contengan sulfatos y evita todos aquellos que sean muy espumosos. Busca un limpiador ligero y prioriza los aceites naturales para tu piel.

Después de que hayas limpiado bien tu cara, aplica un serum que contenga ácido láctico o hialurónico. Estos te hidratarán tu piel y te ayudarán a combatir la resequedad. Y para terminar, aplica una crema hidratante que, más allá de su densidad, contenga ingredientes naturales para suavizar el cutis.

Rutina de skincare para piel grasa

Si tienes piel grasa con tendencia al acné, deberás usar un limpiador antiséptico en gel para liberar los poros. Sobretodo, busca un producto que sea capaz de nutrir tu piel, pero que también sirva como antiinflamatorio.

El segundo paso es elegir un tónico que no contenga alcohol dentro de su fórmula. Si escoges uno ligero, este te podrá ayudarte de manera efectiva a llevar una piel hidratada sin saturar tus poros.

También, puedes usar un hidratante que tenga propiedades calmantes y reparadoras. Es muy importante no saltarte la hidratación facial, ya que podría ser la causa detrás de tus brotes de acné. Ahora bien, para tratar directamente el acné que aparezca de la nada, no olvides tener a la mano los «spot treatment».

Cuidado estético para piel mixta

Para una piel mixta el limpiador ideal será una leche que elimine impurezas, que sea calmante, antiinflamatoria y que balanceé el PH. Además, el cuidado de la piel mixta suele tener otras necesidades específicas como problemas de manchas, líneas de expresión o poca elasticidad. Para ello, busca un serum que trate esas cuestiones y combínalo con una hidratante básica.

Igualmente, las pieles mixtas requieren del uso de mascarillas para que el rostro luzca más radiante. Así que, busca opciones que tengan la función de reafirmar e iluminar con antioxidantes.